0,00 €

No tiene artículos en su carrito de compras.


La Clave La Hidratación
Ayuda extra en brotes
Diversión bajo el sol
la hora del baño

Tóxicos

Imaginaros la piel de vuestras hormigas como una lengua.

En los adultos, el 60% de las sustancias que entran en contacto con la piel se absorben y pasan a la sangre.

En niños y bebés atópicos, con alteraciones en la barrera protectora de la piel, la cantidad de sustancias tóxicas a las que los exponemos por vía de los productos de higiene diaria, debería ser CERO.

No debe valernos la excusa de que los tóxicos se encuentran en pequeñas cantidades, ya que estamos expuestos a cientos de sustancias cada día a través de los productos de cuidado diario y, por tanto, la cantidad de ingredientes perjudiciales que terminan entrando en nuestro organismo es muy elevada.

LA HORMIGA ATÓPICA revisa cada uno de los ingredientes presentes en los productos de cuidado personal de vuestros pequeños para ofreceros la mejor selección para el cuidado de las pieles más sensibles de la casa.

Sin embargo, no está de más que conozcáis cuáles son los ingredientes más habituales y, paradójicamente menos recomendables, que encontraréis en la mayoría de los productos que revisten la estantería del cuarto de baño de nuestros pequeños.

Si queréis revisar alguno de los artículos de higiene de vuestro bebé, aquí tenéis una guía de lo que NO DEBERÍA APARECER.

(Es importante mirar en qué posición está cada sustancia en la lista de ingredientes. Al principio, las de mayor concentración, al final, las que se encuentran en menor proporción)

ACEITES MINERALES Y GRASAS DERIVADAS DEL PETRÓLEO

Los podrás encontrar como: Paraffinum Liquidum, Paraffin, Petrolatum, Aceites Minerales, Mineral oil, Vasselina, Cera Microcristalina, Ceresin, Ozokerite, Dimethicone, Dimethiconol, Acrylates, Acrylamides, Cyclopentasiloxane, Cyclohexasiloxane…

Son los reyes de los productos hidratantes y los destinados específicamente a las pieles atópicas.

Forman una fina película plástica que tapona los poros impidiendo la eliminación de toxinas y bloquean las funciones naturales de defensa de la piel, predisponiendo a la dermatitis, acné, piel seca, envejecimiento prematuro…

Provocan deshidratación extrayendo la humedad de la piel a su capa más superficial y creando una "falsa sensación de hidratación”, de manera que la piel aparece más brillante, suave y jugosa. Crean una especie de “adicción” ya que ,cuando se deja de usar, la piel aparece aún más seca.

PEGs

Los podrás encontrar como: Todos los ingredientes que comiencen por PEG, PPG, Polyetylene, Polyglykol, Polysorbate, Copolyol, Hydroxypropyl, Steareth, Ceteareth, Ceteth y todo lo que termine en –eth y en -oxynol

Presentes en gran cantidad de productos cosméticos como el gel de baño, champú, protectores solares, toallitas…

Aunque no son tóxicos en sí mismos, disuelven los aceites de nuestra propia piel y eliminan su función de barrera defensiva, dejándola más expuesta a otras sustancias contaminantes dentro del mismo producto, infecciones, alérgenos ambientales…Vamos, el colmo para las pieles atópicas!

Tanto es así, que no se permiten más de 5 PEGs en un mismo producto.

Además, pueden contener residuos carcinógenos como el 1-4 dioxane.

SODIUM LAURYL SULFATE Y SODIUM LAURETH SULFATE

Los podrás encontrar como: Sodium Lauryl Sulfate (SLS), Sodlium Laureth Sulfate (SLES)...

Se utilizan en la mayoría de geles de baño, champús, , jabones líquidos, dentífricos …como bases detergentes para limpiar.

Producen mucha espuma dando una mayor sensación de limpieza. Sin embargo, más espuma no significa más limpieza. Más espuma significa más agresividad para la piel.

El Sodium Lauryl Sulfate (SLS), además de ser uno de los mayores irritantes que hay en cosmética, favorece la reactividad de la piel frente a otros ingredientes y tiene un amplísimo listado de efectos adversos que desaconseja completamente su uso.

El Sodium Laureth Sulfate (SLES) es algo menos irritante (aunque también lo es) y además puede estar contaminado con Óxido de etileno o 1-4 Dioxane, calificados como carcinógenos.

PARABENOS

Los podrás encontrar como: Methylparaben, Ethylparaben, Buthylparaben, Propylparaben…

Quien más y quien menos ya ha oído hablar de los parabenos, que son la punta del iceberg de toda la química nociva que debemos evitar.

Los parabenos son conservantes que, además de tener efectos alergénicos, interfieren en el sistema endocrino y están relacionados con el cáncer de mama. Una joya, vamos… Absolutamente desaconsejables en en las pieles con una barrera protectora dañada.

Muchas marcas, conscientes de la alarma que ya se ha creado en la sociedad, lucen llamativos slogans “Sin Parabenos”, lo que por supuesto no es garantía de la inocuidad del resto de la composición.

Es más, otros conservantes que se suelen utilizar bajo la etiqueta de “Sin Parabenos” , provocan efectos indeseables iguales o peores que los primeros.

FORMALDEHÍDO Y LIBERADORES DEL FORMALDEHÍDO

Los podrás encontrar como: Palabras compuestas con Urea (Imidazolidinyl Urea, Diazolidinyl Urea) y palabras compuestas con DM, MDM (DM Hydantoin, MDM Hydantoin), Quaternium-15, 2-Bromo-2 Nitropropane-2,3- Diol, Dimetil oxazolidino, Armilacetato, Alkifenol, Aldioxa, Alcloxa…

Es un conservante altamente cancerígeno. Su uso está prohibido en la UE pero sin embargo, está presente en otro tipo de sustancias que lo liberan.

Por si esto no fuera suficiente, puede causar dolores de cabeza o de pecho así como alergia, irritación, envejecimiento prematuro de la pie…y un largo y penoso etcétera.

FENOXIETANOL

Los podrás encontrar como: Fenoxietanos, Phenoxyethanol

Es un conservante tóxico para el sistema inmunitario, cancerígeno y puede provocar irritaciones y reacciones alérgicas.

METHYLISOTHIAZOLINONE

Conservante altamente alergénico que está detrás de gran número de reacciones cutáneas.

TRIETANOLAMINA (TEA), DIETANOLAMINA (DEA) MONOETANOLAMINA (MEA)

Los podrás encontrar como: Triethanolamine (TEA), Diethanolamine (DEA), Monoethanolamine (MEA)

Son aditivos que, al reaccionar con nitirtos presentes en el mismo producto , pueden ser cancerígenos.

PERFUMES / FRAGANCIAS ARTIFICIALES

Los podrás encontrar como: Entre otras muchas, se esconden en denominaciones como Tonalide, Acetil hexametil, Bromocinnamal,...y en general Parfum, Fragance o Aroma, términos bajo los cuales se incluyen más de 3.000 sustancias diferentes y que las marcas no están obligadas a mostrar.

Hablamos de fragancias muy baratas y de fácil producción que se añaden a perfumes, geles de ducha, jabones, desodorantes, productos para los bebés, champús, cremas de manos y corporales, etc.

Se consideran peligrosas porque son bioacumulativas y se sospecha que puedan producir trastornos en los sistemas reproductor y endocrino. Además se ha observado que una vez sobre la piel pueden causar alergias, dolores de cabeza, mareos, tos, manchas oscuras en la piel o asma.

 
Tienda Online desarrollada por Magestio.com